Páginas vistas en total

viernes, 27 de mayo de 2011

Análisis electoral

El PP seguirá gobernando de por vida en Castilla y León (qué páramo). Idem de lienzo ocurrirá en Ponferrada, en Noceda del Bierzo y ahora en Bembibre y en el Consejo Comarcal del Bierzo, o sea, que ya podemos ir exiliándonos de la República de los almendros (Negrísima y almendros). ¿Adónde? Al fin de la noche universal.  Al desierto. A la sierra Tarahumara en busca del dios/diosa Peyotle. A los confines del Polo, Norte, Sur... Al Oeste... En busca de las uvas de la ira. The west is the best. This is the end.
El PP, que está girando desde hace tiempo, quizá desde su existencia, hacia la derecha más derechona,  seguirá mandando durante los próximos cuatros años, esto es, la eternidad y un día, como el título de aquella memorable cinta del griego Angelopoulos.   
 Susi y su equipo en Bembibre han sido literalmente defenestrados, apisonados por el PP. El pueblo manda, y en este caso ha decidido ponerse del lado de los populares. No merece la pena regodearse ni en la pérdida ni en la ganancia, aunque sí hacer un análisis de la realidad actual, ¿por qué arrasa el PP en España? ¿Qué está pasando? Volvemos a otras épocas. ¿Acaso ya no existe gente de izquierdas? ¿Es el Psoe un partido de izquierda? ¿Qué será de los pobres obreros, que deciden votar a sus jefes, para que los metan en adobo? ¿Dónde están los intelectuales comprometidos? ¿Acaso el personal no vive tan ricamente subido al carro del bienestar? Aunque haya llegado época de vacas raquíticas y nos hayamos gastado lo que no teníamos. ¿Hacia dónde vamos? ¿Qué será de nosotros, pobres marionetas al servicio de tiburones financieros?... sin escrúpulos, of course. ¿No es cierto que la gestión en Bembibre, durante estos últimos años, ha sido acertada? ¿Qué ha fallado? ¿Dónde está el meollo del cogollo? ¿Seguimos la inercia impuesta? ¿Nos dejamos llevar? ¿Funcionamos como manada o rebaño? Pues volvamos a releer a Nietzsche. ¿Tenemos criterio? ¿Nos arrimamos al mejor postor cuando el viento sopla a favor? ¿No es más fácil sumarse a caballo ganador? Como ocurre en el fútbol. El Madrid. El Barça. El PP, el Psoe. No precisamente por este orden. Eliminemos los partidos, la dictadura que impone el partido. Seamos libres, verdaderamente libres, qué utopía. Elegimos el bienestar, es un decir, y debemos pagar las consecuencias. ¿Está todo podrido, contaminado de raíz, y no hay dios a poner orden ni concierto? Luz, por favor. Necesitamos luz, y poesía, y sensibilidad para con lo bueno/bello. Queremos belleza, amistad, amor... paz. Queremos un mundo mejor donde imperen la razón y los afectos...
 En Noceda del Bierzo, el útero de Gistredo, volvió a ganar el PP, que también arrasó literalmente al PSOE por 82 votos de diferencia, qué pasada, qué barrida/o. Lejos quedan aquellos tiempos, hace cuatro años nomás, en que el partido socialista, con Begoña Díez a la cabeza, perdiera por dos votos, o  aquel otro año memorable de 1999, en que el PSOE perdiera la alcaldía por un simple voto. El voto ofrecido y nunca dado. Historias para no dormir. Sí, la historia se repite o tiende a repetirse, por desgracia. Conviene, pues, hacer algún análisis electoral. 

Suponemos que el actual alcalde de Noceda, Manuel, estará loco de contento con este resultado, habida cuenta de que se ha metido en el bolsillo a la población nocedense, y aun a otra mucha gente, incluso podría haber llegado a sacar cinco concejales, en vez de cuatro. Enhorabuena, tocayo. Te lo dice alguien que no siente ninguna simpatía por tu partido (en realidad, y a estas alturas, por ningún partido), mas en este caso la persona, Manolo Gómez, está por encima de las ideologías. 
Si hace cuatro años, el PP en Noceda perdió en casi todas sus pedanías, salvo en Robledo de las Traviesas, feudo pepero, donde el pedáneo se impuso al PSOE por dieciocho votos, este año ganó todo o casi, incluso la Junta Vecinal de Noceda, excepto las pedanías de San Justo y Cabanillas, donde gobernarán como puedan Senén y Domingo, un par de fenómenos. Ánimo, chicos. 
Si hace cuatro años el PP ganó sobre todo por los votos de residentes ausentes que viven en el extranjero (fundamentalmente llegados de la Argentina), y que no votaban a la Junta Vecinal, este año ha ganado por goleada, incluso sin estos votos de los residentes ausentes, aunque sí con muchos empadronados, que normalmente no asoman el hociquín por el municipio. Aunque nos pese, y nos cueste reconocerlo, ahora el partido popular se ha hecho muy fuerte en Noceda, en Bembibre, en toda España, y vamos a comernos "popularidad" (o los mocos en su defecto, como antaño hacíamos los guajes) durante mucho tiempo. 
Los rojos, ateos y marginados nos dedicaremos, por tanto, a plantar puerros y ajos en el huerto de la filosofía y la lírica forjadas con los sueños y las ilusiones. Besitos y buenas noches (bajo este sol espléndido de finales de mayo florido y fermoso).

1 comentario:

  1. Me encanta la humildad de los que piensan que los intelectuales son de izquierdas, esos intelectuales de izquierdas totalmente aburguesados y con el calceto lleno, que acuden a los conciertos con la bandera multicolor y pernoctan el las rozas. Esos que luchan por la igualdad de los suyos, esos que compraban cassetes para grabar canciones de su competencia y ahora desde que son miembros honorarios de la honorabilisima SGAE padecen de una amnesia cronica que les hace olvidar de una parte de su pasado.
    En todo esto hay una cosa cierta y es que este resultado da miedo, no es bueno una diferencia tan aplastante ¿a quien culpanos? a los votantes o a los votados.
    Un saludo Manolín.
    Milin.

    ResponderEliminar