Páginas vistas en total

jueves, 2 de agosto de 2012

Ilustres e ilustrados en Noceda del Bierzo





Panorámica de Noceda

Noceda del Bierzo es un pueblo que han visitado muchos ilustres e ilustrados, entre otros la actriz Marisa Paredes, a quien le dediqué un artículo, léase el número 5 de La Curuja-segunda época. También en el útero de Gistredo han estado el director del Teatro Bergidum Miguel Ángel Varela (auténtica personalidad de la cultura berciana), el músico Amancio Prada, los escritores y poetas Pilar Blanco, Raquel Lanseros, Carmen Busmayor, Sara R. Gallardo, Ester Folgueral, Eduardo Keudell, Fermín López Costero, Valentín Carrera, Miguel Ángel Curiel, Tomás Néstor Martínez, Abel Aparicio, Nicanor García Ordiz, Santiago Macías y Ricardo Virtanen; periodistas de la talla de Luis del Olmo o Aniano Gago (quien tuvo a bien presentar mi fragua en Valladolid), políticos como el ex presidente José Luis Rodríguez Zapatero y el gran Ramón Rubial (al cual también le he rendido homenaje en el pasado número de la revista La Curuja) o Demetrio Madrid; y pintores/escultores consagrados como Cristóbal Gabarrón. Estos son sólo algunos.
Cristóbal Gabarrón en Noceda

Es probable que hayan estado muchos otros, que ahora no recuerdo, o que simplemente no los tengo registrados. Pido disculpas a aquellos ilustres e ilustrados que no figuren aquí. Algunos de los mencionados han venido a Noceda del Bierzo en compañía de nuestro querido paisano Pepe Álvarez de Paz, en tiempos eurodiputado, e impulsor de la cultura nocedense, lo que le valió la Nuez de Oro, otorgada por el Ayuntamiento de Noceda, a mediados de los años noventa. En la actualidad, Pepe colabora con La Curuja.

Que hayan pasado por Noceda gentes de la talla de los mencionados merece  cuando menos una reseña. Entre los que cito he tenido trato directo con la mayoría, aunque con algunos he llegado a intercambiar nomás unas palabras. 

Al único que no llegué a conocer fue a Ramón Rubial, el cual estuvo en Noceda cuando uno vivía en las Américas. 

Amancio Prada
Por otro lado, tampoco me atrevería a decir cuáles son sólo ilustres y cuáles ilustrados, o cuáles son a la vez ilustres e ilustrados. Amancio Prada, al que recuerdo haber visto en la que es hoy la “Residencia Flora y Felisa” de Noceda a propósito de un agosto cultural, parece un hombre introvertido aunque cercano, con una vena mística que lo convierte en un gurú de la espiritualidad galaico-leonesa. También lo he visto y escuchado en el Teatro Bergidum de Ponferrada, en compañía del entrañable poeta berciano Juan Carlos Mestre (quien dedica uno de sus poemas al Ídolo de Noceda) y el extraordinario músico Luis Delgado, en uno de esos conciertos memorables. 

Por su parte, Pepe Álvarez de Paz me ha hablado alguna vez de Amancio Prada, de cuando el músico y compositor de Dehesas vivía en París y estudiaba sociología en La Sorbona. También Mario Gaviria, otro sociólogo navarro que vive en La Habana desde hace años, me habló de nuestro ilustre e ilustrado paisano Amancio Prada, con quien Gaviria compartió alguna velada en la capital cubana. 

En cuanto a Demetrio Madrid no tengo mucho que decir de él. En Noceda hay gente que lo conoce bastante, y lo tiene en buena consideración y estima. Da la impresión de ser una persona afable, aunque en su etapa como presidente de la Comunidad de Castilla y León del cual salió bien parado porque se demostró su inocencia. No todos los políticos tienen por qué ser unos corruptos, aunque el poder ejercido acabe trastornando al personal. 

A Cristóbal Gabarrón recuerdo verlo por primera vez en el Mesón-bar Las Chanas, la mítica cantina del barrio de Vega, en compañía de Demetrio Madrid, Pepe Álvarez de Paz y sus respectivas mujeres. 

Miguel Ángel García, Corresponsal de TVE en Berlín
Transcurridos algunos años, he vuelto a coincidir con este artista en el homenaje que se le hiciera a Miguel Ángel García hace un par de años. Supe de la existencia de las pinturas y esculturas de Gabarrón por nuestro paisano y también amigo Miguel Ángel García, gran periodista, en tiempos de la Televisión de Castilla y León y hoy Corresponsal de Televisión Española en Berlín, el cual tenía varios cuadros suyos en su casa de Valladolid. Con el paso del tiempo he sabido que Gabarrón es uno de los artistas contemporáneos con proyección universal. El imperio artístico Gabarrón tiene una Fundación con sedes en Valladolid, Mula (Murcia) y Nueva York. 

Tengo constancia de esto porque, durante mi etapa en la Escuela de Cine de Ponferrada, trabajamos en estrecha colaboración con la Fundación Gabarrón, y se viera envuelto en un escándalo, en concreto con Juan Manuel Gabarrón, para hacer posible el Festcine (Festival Internacional de Escuelas de cine). 

Respecto al paso de Luis del Olmo por Noceda no puedo decir gran cosa, ya que no tuve la ocasión de verlo, porque ese día no estaba en mi pueblo. Al parecer almorzó con el entonces alcalde de Noceda, Emilio Arias, en el bar Paco. Y, aunque lo he visto en varias ocasiones, a lo más que he llegado es a saludarlo. Una palabra suya vale, al parecer, más que mil imágenes, contrariamente a lo que se suele decir a propósito de las palabras y las imágenes. 

Y, para finalizar, haré referencia al ex gobernante Zapatero, que estuvo en Noceda cuando aún no era presidente ni nadie podía imaginar que algún día llegaría a serlo, ni siquiera él mismo. No como los gringos, entre otros aquel espantoso Bush junior, que de seguro nació pensando que un día el mundo estaría bajo sus cojones de mico castrador, y sus delirios se llegaron a convertir, en cierto modo, en realidad. Zapatero hizo una visita a Noceda cuando en el ayuntamiento estaban los socialistas, y el alcalde era Eliseo Nogaledo. Me hubiera gustado verlo, pero aquel día debía estar danzando por otras tierras. No obstante, alguna vez sí tuve ocasión de saludarlo. 

A decir verdad, y ahora que me da por recordar, hubo un tiempo, bastante quizá, que estuve alejado del Bierzo, de España, y de los saraos politiqueros que embadurnan “las realidades nacionales”. Entonces vivía en otras latitudes, acaso más espirituales.

1 comentario:

  1. Qué gran tarde / noche pasé en Noceda, amigo Cuenya, rodeado de magníficos poetas y amigos. Espero no tardar en regresar a ese paraje mítico.

    Abrazos!!

    ResponderEliminar